Alma Sansalone, 1º 2ª T.M.

 Mito: Orfeo y Eurídice

Escritura creativa de cómo Perséfone convenció a Hades.


Después de escuchar las palabras del pobre Orfeo y ver lo mucho que amaba a Eurídice, Perséfone se conmovió. 

Pero al oír las cosas horribles que le dijo Hades a Orfeo, ella se puso a pensar en una forma de convencer a su esposo. 

Luego de reflexionarlo, Perséfone se dio cuenta de que mientras estuviera ahí, en el infierno, no iba a poder encontrar ese amor que tanto anhelaba. Ella quería un amor verdadero, como el de Orfeo y Eurídice. 

Entonces se atrevió  a hacer algo que nadie haría, cambiar su lugar por el de Eurídice.

Se acerco a su esposo y le murmuró: “Si dejas ir a la muchacha me quedaré aquí, contigo… para siempre”. 



Comentarios